Infancia dificil

                                     
 

Infancia difícil

 

Yo siempre soñé con ser una niña feliz, jugar sin que nada me turbara, tener amiguitos nuevos, divertirme con cualquier tontería, disfrutar de un buen ambiente familiar, gozar del cariño, del calor de un hogar…
Pero nada de eso tuve. Tuve que madurar a los 4 años, tuve que luchar por mis padres, que lo estaban pasando mal, sobre todo mi madre, se volvía contra mí, apagando cada una de mis sonrisas, haciendo que cada ilusión se convirtiera en una lágrima de rabia, haciendo que mis sueños se convirtieran en pesadillas… Pero ella no tiene la culpa de mi sufrimiento, porque ella, al igual que mi padre me quieren, y yo los quiero mucho también a ellos, pero yo siempre he comprendido su sufrimiento, aun no tengo hijos, pero sé que no es fácil perder a uno de ellos, mis hermanos cuando eso, ya no vivían en mi casa, tenían vidas por separado, y yo soy la única que vivo con mis padres.
Mi madre un día me dijo una frase que me llegó a lo más profundo de mi corazón, que me hizo pensar, reflexionar y decir que el llorar a escondidas, que ella no fuera conciente de ninguna de mis lágrimas, a ella le dio fuerza, por eso, un día, yo no aguanté y le dije: Mami, yo no sé por que eres así conmigo aun soy una niña, y no creo que haya echo nada malo para que me pelees, yo te quiero mucho, pero no sé que hacer para que no te enfades tanto conmigo…
sus ojos empezaron a llenarse de lágrimas y me abrazó muy fuerte, tras un largo rato abrazadas ella me dijo: Cariño, yo también te quiero, y tu no has echo nada malo, tu eres una enviada de Dios a esta familia para dar dulzura y ternura. Tu eres mi angelito, mi ángel de bondad, la niña mas buena que puede existir con el corazón mas tierno de todos, y nunca más vas a sufrir.
Yo era muy pequeñita, y no entendí lo que en ese momento ella me dijo, pero sé que a partir de ese día cambiaron mucho las cosas, no me peleaba, no se enfadaba conmigo, no lloraba tanto… pero… yo me seguía sintiendo sola, sola en un mundo que no entendía y al que parecía estorbarle a todo el mundo, sin acabar de acomodarme en ningún sitio, yo seguía teniendo pesadillas cada noche, y despertar era una tortura, saber que, lo que me esperaba era ir al colegio con una profesora que lo que hacía era llamarme inútil por ser tímida, callada y reservada.. no me dejaba participar en la mayoría de los juegos… Cuando empecé a dar inglés, fue fatal. Yo me había propuesto no caerle bien a nadie, ni preocuparme por ser mejor o peor, simplemente iba a demostrarme a mi misma que no me hacía falta nadie, que yo sola debía de salir adelante para cuando fuera mayor largarme a algún sitio donde nadie me conociera. Pero nada fue como yo esperaba, la profesora de Ingles empezó a maltratarme psicológicamente, me humillaba delante de los demás compañeros, cuando hacíamos exámenes a mi me lo daba la última para que tuviese menos tiempo, y también me lo quitaba antes, me amenazaba con que si decía algo a alguien me iría muy mal, hasta que ya un día fue lo peor de mi vida, me mandó a ponerme de pié y leer un texto que ocupaba una hoja entera en inglés, yo me puse muy nerviosa, y no pude leer, ella comenzó a llamarme Burra, a decir que era una inútil, que no servía para nada, que debería de morirme, ….
Yo no aguanté más y al llegar a mi casa me encerré en mi cuarto y empecé a llorar con toda la fuerza y rabia de mi corazón, pero de nada me sirvió, porque mi madre acabó por sacarme lo k pasó, el porqué de mi llanto, y cuando le conté lo sucedido, ella fue a hablar con la directora del colegio sin que yo supiera nada, y la directora se lo dijo a mi profesora de ingles, como no, ella lo negó todo, dijo que los niños se lo tomaban todo muy a pecho y que lo que pasaba es que a mi me costaba mucho la asignatura y que por eso ponía ese pretexto, cuando me vio, me llevó a una sala en privado, y allí pase 1 hora, la peor de toda mi vida….me empezó a decir que era una subnormal, que porque lo había contado, que… yo no lo pude oír todo lo k me dijo, porque estaba aterrorizada, pero me dijo que ahora mas me valía que dijera que todo habían sido mentiras mías porque si no la iban a expulsar del colegio, y que yo tendría la culpa, que si la expulsaban a ella traerían otra y que ella se encargaría de que me tratara peor, que me convertiría en una loca y no se cuantas mas cosas. Al final, muerta de terror y de humillación, tuve que decir delante de mis padres, de la directora de mi tutora y de ella que todo había sido mentira, que lo había dicho por que estaba alterada y muy nerviosa.
Pasaron 2 años mas de terribles humillaciones ante mis compañeros.
Cuando pasó eso les pidieron declaración a ellos también ( a mis compañeros) pero ellos, también por terror, no se si a ellos también llegado a amenazarlos, dijeron que ellos no sabían nada de lo que yo decía.
Estuve 4 años en los que me dio Ingles esa "señora".
Después a los 10 años me fui de ese colegio y ahí cambió mi vida. No conocía a nadie, yo estaba acostumbrada a sufrir interiormente, y mostrar la cara mas alegre por fuera, para no herir con mis miedos a nadie, no quería que nadie supiera lo mal que lo estaba pasando; pero al llegar al nuevo colegio, hice amigas nuevas, amigos, incluso mi 1º novio, me ayudaron todos muchísimo, empecé a darme cuenta de que empezaba una nueva fase en mi vida, y que ahora era el momento para olvidar todo lo malo de mi infancia, y empezar mi adolescencia mas feliz
Creo que algo que me ha ayudado muchísimo también a superar todo esto de mi infancia, han sido mis cyber amigos, les debo tanto…
Ahora mi madre ya ha superado lo de mi hermano, ahora se dedica por completo a sus nietos, y a mí.
Ahora me doy cuenta de los años que perdí por el miedo, el miedo que me persigue, el miedo a las amenazas, que no podría volver a soportar; Ahora solo quiero elegir yo a las personas que estarán siempre conmigo, y cuando tenga hijos, no voy a dejar que nunca, nadie ni nada les haga daño, y siempre tendrán a su madre, que los va a querer siempre, y siempre se los va a demostrar.
Desde aquí quiero dar las gracias a esas personas que me quieren, que me apoyen, y que nunca olvidaré.
Por ese cariño incondicional….

 

Autor:Ithaisa

Esta entrada fue publicada en Cuentos. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s